Desayuno ideal para los niños

Si hay algo complicado dentro de la nutrición infantil, aquí tienes más información, es el hecho de hacer que tomen un desayuno lo más completo posible. Y es que si bien es cierto que la hora del desayuno puede ser una de las más importantes del día en cuanto a alimentación se refiere, también hay que decir que no es menos cierto que es uno de los momentos en los que a los más pequeños de la casa más pereza les da alimentarse correctamente.

desayuno-ideal-para-los-ninos

Es por ello por lo que os vamos a dar algunas pautas a seguir para comenzar el día con energía y vitalidad.

  • En primer lugar lo que debemos hacer es incluir dentro del desayuno una ración de lácteos ya sea en forma de leche, yogurt o queso. Hay que tener en cuenta que los lácteos son fundamentales para desarrollar de un modo correcto los huesos.
  • Asimismo, los cereales deben estar presente ya sean en forma de pan, al que podemos untarle algo de mermelada o crema de cacao, o en forma de cereales propiamente dichos o galletas.
  • Por último añadir que el otro elemento que no puede faltar en un buen desayuno es la fruta. Una fruta que podemos darla en forma de pieza de fruta natural, un plátano o una manzana sería ideal, o en forma de zumo, el cual, puede ser mucho más fácil de tomar.

No hay que preocuparse excesivamente por la ingesta de azúcar en este momento del día ya que tienen muchas horas por delante para procesarlo. Al mismo tiempo, solo nos queda decir, que todos los días debemos variar el desayuno incorporando otros alimentos como pueden ser los frutos secos, por ejemplo, los cuales, aportan mucha energía, apenas tienen grasa y son realmente beneficiosos para el corazón por lo que ganarán en estilo de vida.

Formas de combatir la fatiga en personas mayores

A medida que envejecemos, tendemos a practicar menos ejercicio. Normalmente, esto se debe a las dificultades generadas por la salud y los achaques de la edad. Sin embargo, lo primero que debemos tener en cuenta a la hora de combatir la fatiga en personas mayores es la actividad física. No es necesario que sea de alta intensidad, es habitual que los músculos comiencen a atrofiarse y sea cada vez más complicado seguir una rutina exigente en cuanto al deporte, pero puedes optar por ejercicios más sencillos y ligeros.

Estas rutinas se pueden aplicar en casa, o en los alrededores, dando pequeños paseos que pueden aportar grandes beneficios. De esta forma, los mayores podrán reducir el riesgo de caídas, aumentar la capacidad cognitiva o mejorar su salud cardiovascular. Incluso puede repercutir en la conciliación del sueño por la noche, un problema muy común con el paso de los años.

Aliviar la fatiga. Dos personas caminan para reducir los sofocos

Empieza poco a poco

No es conveniente darlo todo desde el primer día, sobre todo cuando no hay una costumbre adquirida. Lo recomendable es ir cediendo cada día más tiempo a las rutinas de ejercicio físico, empezando con 10-20 minutos diarios e ir alargando el tiempo a medida que pasan los días. No debes forzar el cuerpo, los ejercicios deberían ser suaves, sin llegar al punto de dañar los músculos o sentir dolor intenso.

Para evitar sustos o lesiones deberías realizar una serie de estiramientos antes y después de practicar deporte. Además, la investigación científica apunta que las mujeres en edad de menopausia deberían dar, como mínimo, una caminata tranquila de 30 minutos al día. Es una forma de reducir la fatiga general y los sofocos provocados por la menopausia en particular.

Contra la fatiga, hidratación

Puede parecer algo obvio, pero no se practica tan a menudo como debería. Quizás en verano aproveches más para hidratarte a base de bebidas refrescantes o para aliviar los sofocos del calor, pero es algo que deberías hacer durante todo el año. En caso de sufrir fatiga, la hidratación ayuda a disminuir la temperatura interna al mismo tiempo que proporciona la reposición que el cuerpo necesita después de la sudoración.

Por otra parte, debes cuidar tu alimentación, añadiendo a tu dieta productos integrales y nutritivos. En este sentido, es conveniente limitar o, directamente eliminar, el azúcar y los carbohidratos refinados.

Alimentación y suplementos nutricionales

En caso de fatiga constante o sofocos relacionados con la menopausia, lo ideal sería visitar a un médico. Un profesional de la salud te puede recomendar una dieta adecuada para tu organismo. También puedes preguntar al especialista acerca de los suplementos alimenticios más apropiados para cada ocasión, preferentemente elaborados a partir de ingredientes naturales, sin efectos secundarios.

La vitamina E, el trébol rojo o los fitoestrógenos del ñame son algunos de los remedios más recurrentes para las mujeres menopáusicas. Concretamente, un complemento dietético a base de cohosh negro puede ser el más indicado para aliviar los sofocos.

Por último, en el caso de las especias, muchas de ellas sirven para que nuestros platos estén más sabrosos y en invierno son ideales por sus propiedades a la hora de ayudar a evitar resfriados. No obstante, la fatiga y los sofocos elevan la temperatura interior de nuestro cuerpo, por lo que no es aconsejable que recurras a este tipo de especias durante la menopausia o cuando te sientes fatigado. En cambio, algunos alimentos recomendables pueden ser los pepinos, los berros o la fruta fresca en general, con valores nutritivos beneficiosos para tu salud.

La Palta: Dieta mas saludable

Ahora, un estudio reciente del Estudio Nacional de Salud y Nutrición (National Health and Nutrition Examination Survey — NHANES) sugiere que la gente que come aguacates (paltas) puede tender a consumir una dieta más saludable en general.

En el estudio NHANES, 17.567 adultos participantes respondieron a encuestas acerca de sus hábitos alimenticios. Los investigadores evaluaron la calidad de la dieta utilizando el Índice de Alimentación Saludable 2005 del USDA (el Departamento de Agricultura de los EEUU). 347 de los participantes comían aguacates con frecuencia. Su consumo promedio fue de medio aguacate diario.

paltas

El consumo de aguacate se vinculó a una dieta más nutritiva en general. Los consumidores de aguacate tenían una ingesta significativamente mayor de frutas y verduras (vegetales), además de una ingesta de azúcar significativamente menor. Las personas que comían aguacate también consumían significativamente más grasa total, vitaminas E y K, magnesio, potasio y fibra que los que no comían aguacate.

Además, los consumidores de aguacate tenían el peso, el IMC (Índice de masa corporal) y la circunferencia de la cintura, significativamente menores en comparación a los que no consumían aguacate. El consumo de aguacate (palta) se asoció significativamente con un menor riesgo de síndrome metabólico, definido por la circunferencia de cintura, los niveles de triglicéridos, la presión arterial y los niveles de glucosa en ayunas.

Para obtener más información acerca de los aguacates, por favor visita nuestro Diccionario de Remedios y Tratamientos Naturales, elaborado en colaboración con Natural Standard, o utiliza la casilla de búsqueda arriba a la derecha.

El queso y otros productos lácteos podrían proteger contra las caries

La salud de la boca puede ser un indicador de la salud general. Muchas enfermedades serias, como la diabetes, el síndrome de la inmunodeficiencia adquirida (VIH/SIDA) y algunos trastornos de la alimentación (como la bulimia), muestran como sus primeros signos los síntomas en la boca, como la candidiasis oral (un crecimiento excesivo de la levadura en la boca). Es por esto que los profesionales de la salud recomiendan exámenes orales completos anuales.

Los problemas dentales incluyen las caries, las enfermedades de las encías (como la gingivitis y la periodontitis), las llagas bucales o aftas (estomatitis aftosa), la mucositis, las infecciones por hongos, la leucoplasia bucal y el cáncer oral o cáncer bucal. Los problemas más comunes de salud oral son las caries y la enfermedades de las encías (incluyendo a la gingivitis y la periodontitis). La mayoría de los adultos muestran síntomas de la enfermedad de las encías en algún momento. Según los Centros para el Control de Enfermedades (CDC, Centers for Disease Control), la enfermedad de las encías afecta a alrededor del 14% de los adultos de entre los 45 y los 54 años de edad.

quesos

En el presente estudio, los investigadores examinaron los efectos del consumo de productos lácteos en el pH de la placa dental en 68 sujetos con edades entre 12 y 15 años. El pH es una medición de la acidez o alcalinidad. Un nivel de pH inferior a 5,5 puede indicar el riesgo de erosión dental, o el desgaste del esmalte de los dientes. Según los autores, entre más arriba del 5,5 se encuentre el nivel de pH de la placa, menor es el riesgo de desarrollar caries.

Alimentos para tomar mientras usamos la bicicleta

La alimentación sana es fundamental, sobre todo en el caso de los deportistas. No es que esté afirmando que Francesc Robert sea todo un Induráin, pero sí que me gusta cuidar la dieta sobre todo cuando preveo salidas de horas en bicicleta.

Para que estas horas no se hagan pesadas y no te veas en la necesidad de parar en el primer restaurante de carretera que se te cruce en el camino, os traigo un listado de los alimentos y aperitivos que mejor me funcionan sobre la bicicleta.

Imagen: francescrobertribes.com

Aperitivos y alimentos que mejor funcionan sobre la bicicleta

Bebidas isotónicas

Para esta labor se crearon y para esta labor debemos tenerlas en cuenta. Una mochila tipo camel cargada de nuestra combinación de sabor favorita es lo ideal para salidas que se alargan durante gran parte del día, ya que los especialistas recomiendan reponer líquidos cada 20 minutos.

Agua

A pesar de que las bebidas isotónicas ya cumplen con la función de mantenernos hidratados, nunca me olvido del líquido elemento imprescindible para la vida.

La razón es que tras varias horas ingiriendo azúcares, puede llegarte cierta sensación de pastosidad en la boca. Fácilmente solucionable con varios tragos de refrescante agua.

Barritas concentradas

No hace falta encomendarse a las barritas energéticas o a preparados que puedan no agradarnos sus sabor. Barritas de muesli, con frutas o con chocolate hacen perfectamente el cometido de evitarnos desplomes o pérdidas de nutrientes, y en su gran mayoría están deliciosas.

Preparados de frutos secos

Una mezcla de nueces, almendras y avellanas resulta perfecta para recuperar energías y poder pedalear durante horas sin tener la sensación de pesadez que producen otros aperitivos

Aperitivos y alimentos que mejor funcionan descansando de la bicicleta

Por mucho que me emocionen las rutas de larga duración, cada dos o tres horas una parada se hace necesaria. Momento ideal para aprovechar y tomar un aperitivo sano y ligero que nos recomponga.

Fruta

La fruta es un imprescindible de nuestro día a día. Por ello, ante cualquier descanso siempre tengo preparado una pieza de manzana o plátano.

Preparado lácteo

Los lácteos son otros de los componentes fundamentales de la alimentación del deportista. Por ello, para los descansos siempre me llevo yogur líquido o si el paisaje bien lo merece, queso troceado para degustarlo tranquilamente.

Ensalada de pasta

Si la jornada va para largo, procuro tener un preparado de ensalada de pasta listo para llevar o el mío propio en un tupper. El combinado de atún, pasta y maíz te ofrece todo lo necesario siendo fácil de digerir para que cuando se emprenda de nuevo el rumbo, no nos notemos hinchados.

Las mejores hamburguesas saludables

Hamburguesas saludables, ¿Es posible?

Cuando pensamos en una hamburguesa, lo primero que nos vine a la mente es un plato grasoso y calórico, típico de las cadenas fast food e inevitablemente ligado a un solo país: Estados Unidos. Pero aunque cueste de creer, todo parece indicar que las primeras hamburguesas como tal no tienen su origen al otro lado del charco, sino que parece que fueron los alemanes, inspirados en un plato tradicional de los tártaros que consistía en carne picada de vacuno cruda y varias especias, más conocido como Steak Tartar, quiénes produjeron las primeras hamburguesas tal y como las conocemos hoy en día en la ciudad de Hamburgo entre los siglos XIX y XX. De hecho, cuando este plato se importó a Estados Unidos se le conocía como “filete estadounidense al estilo hamburgo”. Su receta original se basaba en un filete a la plancha de carne picada de vacuno, entre dos panes y con diversos condimentos como tomate, lechuga, cebolla y todo tipo de salsas.

De fast food a plato gourmet:

Tristemente, el estallido de popularidad de las cadenas fast food en Estados Unidos propició que la hamburguesa fuera identificada como una comida poco saludable y que hacía engordar a la población, sobre todo debido a los condimentos y aceites grasosos con los que se producía en estos establecimientos.

hamburguesa vegetal

 

La creciente preocupación de la población por la comida sana ha hecho que este plato con más de 100 años de historia haya evolucionado con el tiempo, adaptándose a los nuevos hábitos alimentarios y necesidades nutricionales de los consumidores.

Gracias al ingenio culinario de algunos chef, en estos últimos años han ido apareciendo cada vez más recetas de hamburguesas producidas con todo tipo de ingredientes, eliminando grasas a través de la utilización de otros métodos de cocción distintos a los originales, con panes de harinas de gran calidad y otro tipo de materia prima con menos colesterol y carga calórica, dando por resultado un producto gourmet que no solo es menos graso, sino que aporta más fibra, vitaminas y minerales.

Algunas de estas hamburguesas son: la hamburguesa de lentejas, apta para el público vegano y con una gran carga de propiedades tales como calcio o vitaminas del complejo B; la hamburguesa de pollo y brócoli, para aquellos amantes de la carne que buscan un sustituto más sano que el vacuno; la hamburguesa de merluza, con los beneficios habituales de un pescado blanco tales como potasio, fósforo, magnesio o zinc; o la hamburguesa de soja, otra receta que prescinde totalmente de la materia prima animal, pero que da por resultado un plato rico y muy nutritivo.

 

Igual de importante es la hamburguesa en sí, como el condimento que le acompaña, así que es recomendable escoger un pan que no esté producido con harinas refinadas y que lleve alguna mezcla de cereales en su masa. Además, es mejor decantarse por condimentos poco calóricos como vinagretas o salsas suaves y ligeras. El proceso de cocción también es importante, con lo que es recomendable cocinar estas hamburguesas al horno, o incluso a la plancha pero con una gotita de aceite de oliva.

Si eres un desastre en los fogones y no tienes ni idea de dónde catar esta delicatessen, siempre puedes pedir comida a domicilio a través de apps e incluso puedes pedir unas deliciosas hamburguesas a domicilio con Just Eat, donde cuentan con un apartado especial de comida sana a domicilio.

Como verás, en ocasiones nuestro afán por mantenernos sanos nos hace renunciar a platos simplemente porque pensamos que pueden ser nocivos para nuestra salud. Pero en realidad no es el plato en sí el problema, sino la materia prima y procesos que decidimos utilizar. Porque sí, como has visto en este artículo, una hamburguesa también puede ser un alimento saludable y nutritivo.

Por último, te recomendamos el sitio web mejor Barbacoa si precisas una para tu hogar. Puedes ver más información aquí.