Hidroterapia, ¡descubre los beneficios del agua!

Autor: | Publicado en Medicina Natural Sin Comentarios

El agua no solo es fuente de vida, indispensable para el desarrollo y equilibrio de nuestro organismo; además, en contacto con nuestra piel, es capaz de transmitirnos multitud de propiedades beneficiosas conocidas desde hace siglos.

Las termas romanas o los antiguos baños árabes son prueba de ello y, en la actualidad, balnearios y spas siguen ofreciendo distintas terapias que aprovechan el poder relajante, tonificante y terapéutico del agua.

Los beneficios de las técnicas de hidroterapia

entrada a caldea

Relajar o tonificar nuestros músculos, reactivar la circulación sanguínea, mejorar dolencias relacionadas con el sistema cardio respiratorio, eliminar tensiones musculares y estrés, mitigar problemas de las articulaciones… un baño o una ducha a determinada temperatura y presión pueden obrar “maravillas” a la hora de mejorar nuestra salud y bienestar.

Las técnicas de hidroterapia son muy diversas y pueden ir desde un simple y relajante baño en jacuzzi hasta una ducha de contraste (escocesa) en la que los cambios de temperatura ayuden a tonificar el organismo y a reactivar el sistema circulatorio. Duchas Vichy (tumbada en camilla mientras el agua cae), baños de vapor, perfectos para abrir poros y eliminar impurezas cutáneas, chorros de presión, especialmente tonificantes… las opciones son múltiples y todas tienen en común el aprovechamiento de los beneficios que el agua es capaz de aportar al organismo.

Caldea, un balneario ideal para desconectar

Existen distintos tipos de centros en los que disfrutar del agua y de sus propiedades: balnearios (utilizan aguas minero- medicinales), spas urbanos, cercanos e ideales para “desconectar” de la rutina diaria, centros de talasoterapia (con el agua marina como protagonista) y centros termolúdicos como, por ejemplo Caldea, en Andorra, donde se combinan los distintos tratamientos con el aspecto más lúdico y divertido del agua. No hace falta tener dolencia alguna para disfrutar de su circuito termal (uno de los más grandes de Europa).

Un recorrido por las distintas piscinas y jacuzzis que lo forman, parándote en los cuellos de cisne (chorros relajantes que inciden en las cervicales)  o en las tumbonas “subacuáticas” (distintos chorros te darán un agradable masaje) es, sin duda, un plan apetecible. Una escapada a Caldea, te dejará “como nuevo”.

clica en la imagen para acceder a ofertas en este centro balneario de Caldea.

clica en la imagen para acceder a ofertas en este centro balneario de Caldea.

Salud y bienestar cobran protagonismo en estos centros que además ofrecen multitud de opciones para que te cuides mientras disfrutas. Masajes de todo tipo: ayurvédicos, descontracturantes, pindas breda, tonificantes, tratamientos de belleza faciales y corporales, actuaciones encaminadas a solucionar problemas específicos (por ejemplo cantos rodados y pedicuras), sauna… las propiedades beneficiosas del agua unidas a las novedosas técnicas de cuidado personal hacen que sentirte bien esté, ahora más que nunca, al alcance de tu mano.

Responder